5 horas, 300 minutos, 18000 segundos.

Si tuviese que pedir algo, pediría 5 horas a tu lado. 5 horas serían suficientes para saciar las ganas que tengo de abrazarte. 5 horas para convencerte de que la chica a la que tanto has buscado durante todo este tiempo, la tienes delante y soy yo. 5 horas, para que te mueras por besarme, para que me agarres con fuerza las manos por miedo a que me vaya. 
Por favor, dame 5 horas y prometo aprovecharlas desde el primer hasta el último segundo. Guardaré en una pequeña caja todo aquello que lleguemos a considerar recuerdos. Haré que esos 18000 segundos que pasemos juntos sean los mejores segundos de toda nuestra vida, nuestras 5 cortas y largas horas.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada